martes, 24 mayo, 2022
Escuchar Onda Occidental Cantabria por internet
- Publicidad -
InicioNoticiasRevilla pide el “máximo consenso” en torno a las energías renovables en...

Revilla pide el “máximo consenso” en torno a las energías renovables en la constitución del Consejo Asesor de Cambio Climático y Medio Ambiente

El presidente asegura que este órgano “es más necesario que nunca” ante la subida del precio de la energía y lamenta que Europa “se ha dormido en los laureles”

El presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, ha presidido hoy la sesión constitutiva del Consejo Asesor de Cambio Climático y Medio Ambiente, en el que está representada el conjunto de la sociedad regional, y ha pedido a sus miembros el “máximo consenso” en torno a las políticas que se pongan en marcha en los próximos años en la Comunidad Autónoma para cumplir con los objetivos de la Agenda 2030 y también para abordar la obligada apuesta por las energías renovables.

En su intervención en el acto celebrado en la sede del Centro de Investigación del Medio Ambiente (CIMA) en Torrelavega, Revilla ha dicho que este órgano es “más necesario que nunca” en el actual escenario alcista del precio de la energía derivado de la invasión rusa a Ucrania, que afecta de manera “insostenible” a la industria electrointensiva, en particular, y al conjunto de los ciudadanos, en general, y pone en riesgo la recuperación económica tras la pandemia.

En su opinión, “Europa se ha dormido en los laureles” en materia de energías renovables y ahora está pagando las consecuencias en forma de una excesiva dependencia del gas y del petróleo ruso. Incluso, ha instado a revisar la decisión de cerrar centrales nucleares, decisión que ha considerado “precipitada”.

Así las cosas, ha abogado por acelerar la transición energética hacia un modelo de “autoabastecimiento” y cree que tanto España como Cantabria cuentan con “todas las capacidades” para impulsar las renovables en sus diferentes versiones (eólica, solar, hidroeléctrica, etc.)

Miguel Ángel Revilla ha agradecido la respuesta de la sociedad cántabra a la llamada del Gobierno para conformar este Consejo Asesor de Cambio Climático y de Medio Ambiente, que se va a reunir periódicamente (la próxima cita será antes del verano) al objeto de “animar y estimular” la actuación del Gobierno.

Se trata de un nuevo órgano de asesoramiento y consulta para el diseño de medidas y actuaciones medioambientales destinadas a la lucha, mitigación y adaptación al cambio climático, así como al impulso de la economía circular y la bioeconomía, la conservación y el uso sostenible y la prevención de los daños ambientales.

El jefe del Ejecutivo autonómico ha explicado que su constitución supone dar cumplimiento al mandato del Consejo de Gobierno, que en diciembre de 2019 aprobó la Declaración de Emergencia Climática en Cantabria con el objetivo de comprometer actuaciones que contribuyan a luchar contra el cambio climático desde el ámbito regional, adoptar medidas para mitigar sus efectos y promover estrategias en el campo de la economía que contribuyan a esos fines.

Finalmente, ha apuntado que su labor tendrá muy en cuenta las “características especiales” de Cantabria y ha defendido la importancia del sector primario tanto para la economía como para el mantenimiento del ecosistema regional.

La primera reunión de este Consejo Asesor ha contado también con la presencia de los consejeros de Medio Ambiente, Guillermo Blanco, y de Obras Públicas, José Luis Gochicoa, y representantes de diferentes instituciones y colectivos de Cantabria. Concretamente, forman parte del mismo 67 personas en representación de las administraciones estatal, regional y local, Universidad de Cantabria, los sectores económicos, las organizaciones conservacionistas, las asociaciones de vecinos y los colegios profesionales vinculados a la temática.

Por su parte, Guillermo Blanco, que ejerce de vicepresidente del Consejo, ha destacado igualmente su amplia representación social –“ningún sector de nuestra sociedad podrá considerarse ignorado”- y ha reafirmado el compromiso asumido por el Gobierno de Cantabria en esta legislatura para impulsar la economía circular con medidas y actuaciones dirigidas a implantar un modelo de desarrollo socioeconómico cada vez más sostenible.

“El reto de avanzar hacia un planeta más sostenible es un reto de supervivencia como especie y los retos planteados por la pandemia nos ponen ante la evidencia de nuestra vulnerabilidad y de cómo dependemos de la salud global del planeta y de nuestra capacidad para generar conocimiento e investigación que, no lo olvidemos, son los que nos han permitido empezar a salir de esta pandemia y las únicas armas que nos aseguran poder hacer frente a las que vendrán”, ha afirmado Blanco.

Foto de grupo de los miembros del Consejo presentes en el acto.

Proyectos de legislatura

Además de crear este nuevo Consejo Asesor, la Consejería de Medio Ambiente ha firmado un convenio marco de colaboración con la Universidad de Cantabria (UC) para actualizar los contenidos de la Estrategia frente al Cambio Climático y adaptarlos a los nuevos escenarios climáticos y las últimas normativas y estrategias nacionales y comunitarias.

Así, próximamente se va a constituir un grupo de trabajo con los distintos institutos y grupos de investigación de la UC para promover el intercambio de experiencias e información con el fin de que la Estrategia sea un instrumento eficiente a la hora de alinear políticas públicas e iniciativas privadas en la lucha contra el cambio climático.

Por otro lado, ha iniciado la conformación del equipo técnico encargado de coordinar la elaboración de la nueva Estrategia de Economía Circular y Bioeconomía para que sea un marco de referencia para la transición hacia una economía ambiental y económicamente sostenible que contribuya a la lucha contra el cambio climático, reduzca la producción de residuos y prime su valorización y permanencia en los procesos productivos. Una estrategia que implicará la elaboración de un nuevo Plan de Residuos que sustituya al vigente con el objetivo de reducir por debajo del 10% el depósito en vertederos en 2035.

A todo ello hay que añadir el desarrollo y revisión de proyectos en los que trabaja la Consejería, tales como la nueva Ley de Prevención y Control Ambiental, la presentación del Plan Estratégico Ambiental de la Cuenca Saja-Besaya 2030, una nueva Estrategia Cántabra de Educación Ambiental, el Plan Estratégico de Prevención y Lucha contra los Incendios Forestales, y el nuevo Plan Forestal de Cantabria.

Nuevo Consejo Asesor

Entre las funciones del nuevo Consejo Asesor de Cambio Climático y Medio Ambiente, destaca la de informar con carácter previo a su aprobación o actualización de leyes, decretos y estrategias regionales relacionadas con las políticas ambientales de Cantabria, así como ejercer de observatorio del cambio climático, la economía circular y la bioeconomía, mediante el seguimiento de las actuaciones que se deriven de las Estrategias de Acción frente al Cambio Climático de Cantabria y de Economía Circular y Bioeconomía de Cantabria.

Además, se encargará de emitir informes y efectuar propuestas de actuación ambiental y promover la información, la participación y la sensibilización ciudadana en materia de lucha contra el cambio climático, el impulso de la transición ecológica, la conservación de la biodiversidad y la prevención de los daños ambientales.

Cuenta con representantes de varias consejerías del Gobierno de Cantabria, el Centro de Investigación del Medio Ambiente (CIMA), la empresa pública MARE, la Delegación del Gobierno en Cantabria, la Demarcación de Costas, el Instituto de Oceanografía-Centro Oceanográfico de Santander, la Agencia Estatal de Meteorología, la Conferencia Hidrográfica del Cantábrico y la Federación de Municipios de Cantabria.

También hay representantes de la Universidad de Cantabria, la Fundación Instituto de Hidráulica de Cantabria, el Consejo Económico y Social, las organizaciones sindicales y empresariales, la Cámara de Comercio de Cantabria, las organizaciones profesionales agrarias, la Federación de Cofradías de Pescadores, las organizaciones y asociaciones de la Mesa Forestal de Cantabria,los Grupos de Acción Local y los Grupos de Acción Costera, así como asociaciones y organizaciones no gubernamentales relacionadas con la conservación del medio ambiente y la biodiversidad, la Federación Cántabra de Asociaciones de Vecinos y representantes de diversos colegios profesionales.

Todos ellos han acordado que la lucha contra el cambio climático, en su doble faceta de mitigación y adaptación, y el impulso a la economía circular y la bioeconomía de Cantabria sean los ejes fundamentales del Consejo, que contará con un Observatorio de Cambio Climático y un Observatorio de Economía Circular y Bioeconomía para informar sobre las leyes, decretos y estrategias regionales relacionadas con la adaptación y mitigación del cambio climático en Cantabria y la economía circular y la bioeconomía de Cantabria.

Ambos observatorios elaborarán con carácter bianual un informe del resultado de la aplicación de la Estrategia de Acción frente al Cambio Climático de Cantabria; trasladarán de manera periódica al Consejo Asesor la mejor información disponible sobre el cambio climático a nivel global y sobre sus efectos en Cantabria, así como de la aplicación de la Estrategia de Economía Circular y Bioeconomía de Cantabria, además de proponer la realización de campañas de información, impulso, participación y sensibilización ciudadana.

QUIZÁ TE INTERESE...

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

ESTAMOS CONECTADOS

19,538FansMe gusta
3,351SeguidoresSeguir
1,196SeguidoresSeguir
4,110SuscriptoresSuscribirte

Lo + Visto

- Publicidad -

ÉCHALE UN VISTAZO

PRÓXIMOS EVENTOS

- Publicidad -spot_img